Reclamar impagos de clientes…un par de herramientas

martes, 28 de enero, 2020


Buenas! 🙂

 

¿Tienes clientes que no te pagan? Si la respuesta es afirmativa, en este post vas a encontrar  un par de herramientas que te pueden ser de utilidad para reclamar esos importes.

 

Vayamos al grano. ¿De qué se trata?

 

Se trata de que sepas de la existencia de dos procedimientos que puedes iniciar para reclamar el cobro de una deuda con un cliente. Son los siguientes:

 

1.Procedimiento europeo de escasa cuantía.

2.Registro de Impagados Judiciales.

 

Te los explico por encima y te dejo enlace de la web donde puedes encontrar más información al respecto.

 

 

1. Procedimiento europeo de escasa cuantía

 

Es un procedimiento que se aplica en todos los estados de la UE, excepto Dinamarca.

 

Te permite reclamar deudas de hasta 5.000 euros cuando el cliente está domiciliado en un otro estado de la UE.

 

Para iniciarlo, lo ideal es que te asesore un experto legal, aunque no es necesaria la intervención de un abogado.

 

En resumen, se tratar de enviar un formulario estandar, junto con la documentación que justifique la deuda, al órgano judicial competente del estado donde reside tu cliente, en el idioma que acepten y pagando la tasa que marque ese órgano. Dicho órgano lo enviará al deudor una notificación para que conteste en 30 días, y tras la contestación dicta sentencia.

 

Te adjunto enlace con el que puedes acceder a más información sobre este procedimiento:

 

https://europa.eu/youreurope/business/dealing-with-customers/solving-disputes/european-small-claims-procedure/index_es.htm

 

 

2. Registro de Impagados Judiciales

 

Este es un registro que se ha creado recientemente con la intención de reforzar las garantías de cobro de una deuda superior a 50 euros, cuando hay una sentencia judicial firme en contra del deudor. en España.

 

Si tienes un deudor que cumpla estas características (deuda mayor de 50 euros y tienes una sentencia judicial firme en su contra), puedes solicitar que se anote dicha deuda en este registro.

 

Una vez esté anotado en el registro el deudo puede tener problemas, por ejemplo, si quiere conseguir financiación, ya que tanto los bancos como cualquier otro tercero con interés legítimo pueden consultar el registro. Esta presión puede hacer que el deudor pague.

 

La inscripción de la deuda en el registro debe realizarla un abogado. Una vez inscrita, el registro envía un requerimiento al deudor para que pague en 5 días, y si no lo hace (o sólo paga una parte) se le incluye en el fichero.

 

El coste de este procedimiento ronda los 30-40 euros.

 

Te adjunto el enlace para que puedas acceder al portal del registro y profundizar más.

 

https://registrodeimpagadosjudiciales.es/

 

Espero que esto te pueda servir de ayuda.

 

No estas solo, crecemos contigo!

 

Javier Rueda Encinas


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.